Diario de viaje: Corriendo como el conejo de Alicia por Londres

Suena el despertador, tomamos nuestro desayuno y salimos al aeropuerto Orly porque nos dirigimos a nuestro último destino: Londres.

Tomamos un vuelo de British Airway con llegada al aeropuerto de Heatrow uno de los tres aeropuertos de esta hermosa ciudad.

Como es nuestra primera vez aquí, vamos derechito a informes a consultar sobre la “Oyster Card”, la tarjeta de trasporte. El transporte en Londres es muy caro y queríamos tomar la mejor opción para ahorrarnos unas Libras.

La tarjeta cuesta 5 libras pero si uno después devuelve la misma te regresan el dinero. El valor de cada viaje depende de el trayecto que se quiera recorrer, pero también existen promociones para turistas, pudiendo sacar pases semanales para las zonas 1 y 2, las cuales son las mas utilizadas dado que la 3 ya queda en las afueras de la ciudad.

Con el tiempo medio justo tomamos el tren y nos dirigimos a nuestro hotel a dejar las cosas y salir corriendo, cuan conejo de Alicia al grito de ” Es tarde es tarde” al Maddame Tusseaud (para mayores detalles del museo  lee nuestra nota : http://www.viajesporviajeros.com/atractivos/londres-y-su-clasico-museono-tan-clasico/), dado que compramos un pase en la web con horario para poder entrar. Este pase lo compramos a través de la misma web del museo con un ticket que servía también para el London Eye.

Ingresamos justo en el horario pactado, el amable boletero nos canjeo las entradas y nos invitó a subir por el ascensor, por el cual se ingresa al salón de celebridades del cine y la televisión. Recorrimos todos los salones disponibles, incluso el salón de la banda del momento ,solo que no nos sacamos una foto con los One direction porque realmente no nos interesaba. Si van con fanáticas el mismo personal del museo les sacan las fotos tanto con su cámara como con la cámara del museo, solo que esta ultima se las cobran si la quieren imprimir.

IMG_1301

Para no hacerlo muy extenso porque para ello les dejamos el post sobre el Museo propiamente dicho vamos directo a lo importante: ¡Las anécdotas!. Apenas entramos a la parte de las Celebridades comenzamos a sacarnos fotos con todo lo que se pudo, hasta que en un momento llegamos a la estatua de Patrick Stewart, el actor que hace de Charles Xavier en los X-men,  y vimos que había alguien sacando una foto, pero no se corría más … hasta que nos dimos cuenta que era una figura humana de cera.

IMG_1234

 

Entre carcajadas y vergüenza por caer en el chiste del museo seguimos el recorrido hasta la parte de Chamber of horrors. A mi particularmente estas cosas me aterran, me sugestionan mal, pero nuestra compañera de viaje dijo que “No!” que ella “No le daba miedo”, así pues entramos los tres, dos de nosotras aferrados fuertemente a Matts. A mi me mandaron adelante, mi marido al medio y al final mi amiga. Después de asustarme repetidas veces ya que la atracción está muy bien armada, me canse de que me asusten y de insultarlos, así fue que me cambie de lugar, lo mande a mi marido al frente. Nuestra amiga ,la que “no se asusta”, no paraba de tironear la mochila de Matts y de asustarse. En un momento sale alguien de atrás y la mata de un susto, pego un grito y dijo “Saquenme de acaaaaaaa”. Por suerte, ya estábamos saliendo porque nos dio una tentación de risa que no podíamos caminar.

Terminado el recorrido por el museo salimos caminando por la salida que da a la famosa calle  Baker Street para tomar el tube y dirigirnos directo a la calle Picaddily. Su famosa postal se presentaba ante nosotros,  y nosotros no podíamos parar para verla, ya que teníamos que pasar a retirar nuestro London pass antes de las 17hs dado que nos cerraba el lugar. Retirado el pass decidimos cambiar algunas libras en el mismo lugar,  ya que con el pass teníamos free charge. (si les interesa saber como evaluar la necesidad y el beneficio de un free pass les dejamos el link a nuestra nota: http://www.viajesporviajeros.com/opyconsejos/pase-sipase-no/)

IMG_1363IMG_1364

 

Para esta altura del día nosotros estábamos muertos de hambre, salimos corriendo a buscar un lugar para “Almorzar” a las 4 de la tarde. Benditos sean los fast food con sus menús diarios de 7 libras que nos dieron de comer unos cuantos días. Mientras pedían encontramos una curiosa máquina que, al menos nosotros, no conocíamos. Es una máquina de coca con todas sus bebidas y las podes ir mezclando a tu gusto.

Panza llena corazón contento dice el refrán, pasamos por el el M&M store y algunas tiendas de recuerdo y salimos de nuevo hasta Picaddily donde nos sacamos unas fotos y volvimos al hotel, previo paso por el supermercado dado que nos quedábamos en Departamento.

El Apart-hotel elegido fue SO quartier. Una excelente opción, un departamento con una cocina/comedor/habitación con un hall que la separaba el baño y de la otra habitación. La cocina tenía todo, lo único que hay que tener cuidado con que no se quemen las tostadas porque suena el detector humo y es un escándalo infernal. Tuvimos suerte de que llegamos a ventilar y paro de sonar a los segundos dado que muchos lugares te cobran una multa si el detector suena.

Nuestro primer día en Londres llegaba a su fin, nos esperaba un intenso segundo día pero definitivamente la magia de esta ciudad ya nos había atrapado.IMG_1392   IMG_1377

IMG_1390

Please follow and like us:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Te gusto esta nota? Compartela con amigos!